Como utilizar la Electroterapia Antiálgica TENS en perros 

 

TENS es el acrónimo en inglés de (Transcutaneous electrical nerve stimulation) estimulación eléctrica transcutánea. Es la corriente eléctrica más utilizada en analgesia por su seguridad, su confort para el paciente y sus excelentes resultados.

Para su correcta aplicación debemos tener en cuenta los siguientes parámetros:

De 3-4Hz (hasta 10) y amplitud elevada 250ms o más actuaremos sobre la estimulación de la secreción de endorfinas.

El aparato debe funcionar entre 25 y 30 minutos a una intensidad muy elevada, debemos ver claramente las contracciones musculares.
El efecto puede llegar hasta las 24 h.
TENS bull dog
De 10-20Hz y una amplitud aproximada de 250ms estaremos generando una recreación muscular, aumento del trofismo muscular.

Trabajaríamos unos 15-20 minutos a una intensidad media, viendo alguna contracción muscular.

Entre los 80 y 100Hz y una amplitud de 100-150ms estaríamos trabajando de la forma ideal para tratar el dolor localizado en una rodilla, un codo, etc, es lo que denominamos "TENS convencional".
En este caso y para hacer "sedación" local debemos trabajar como mínimo 20 minutos y podemos dejar el Tens hasta unas horas. La intensidad es baja, sin fasciculaciones ni contracciones en la piel y el efecto es corto poco tiempo desde el final de la aplicación.

 

Debemos vigilar "la acostumbración", subir regularmente la intensidad o modificar ligeramente la amplitud sin salir de los parámetros. Hay aparatos que permiten una modulación de amplitud que disminuye la acostumbración.

Para tratar según el "dolor localizado" hemos colocar los electrodos en la zona del dolor independientemente de los tejido que haya bajo los electrodos, por el contrario para tratar los perros buscando el efecto de "estimulación de endorfinas" debemos ponerlos sobre haces de grupos musculares grandes ya que estimularemos la musculatura buscando la contracción de ésta y será mucho más cómodo y eficaz si lo hacemos sobre un haz muscular grande.

Cuando debamos conseguir contracciones musculares colocaremos un electrodo de forma proximal y otro distal, pero dentro del grupo muscular que queremos tratar.
No hay que poner el "positivo" Rojo y el "negativo" Negro siempre en el mismo emplazamiento, pero sí simétricos y nunca cruzados.

Para si utilización en perros recomendamos electrodos de goma y gel de contacto, ya que los electrodos de silicona, muy usados en humana, van a perder su capacidad adhesiva y parte de la conductibilidad muy rápidamente.

Existen en el mercado packs completos para realizar electroestimulación en perros.


Toni Ramon

Fisioterapeuta especializado en animales

Profesor de fisioterapia veterinaria en la Univesitat de Girona

Director Técnico de Ortopediacanina.com


Aceptar
Estamos usando cookies para proporcionarle la mejor experiencia. Si no responde, asumiremos que está de acuerdo.